¿Puedes observar las cosas sin juzgarlas? - MiVidaenmisManos.com
¿Puedes observar las cosas sin juzgarlas?

¿Puedes observar las cosas sin juzgarlas?

¡Hola! ¿Te apetece apuntarte a un ejercicio práctico? Observar sin juzgar. Si prestamos un poco de atención a nuestro monólogo interno, nos damos cuenta que no paramos de juzgar. A los demás, las situaciones y sobre todo, a nosotros mismos.

observar sin juzgar - mividaenmismanos.com
¿Podemos observar las cosas sin juzgarlas?

Con este ejercicio podemos aprender no solo a ver las situaciones desde otro ángulo, sino además empezar a relajarnos en su percepción, porque al fin y al cabo, las cosas quizás no son cómo habíamos creído.

Observar sin juzgar

Permítete cada día observar algunas situaciones y luego reflejarlas por la noche.

Elige una situación que te haya causado una impresión positiva o negativa.

Pregúntate qué podría haber sido el desencadenante de la situación.

Puede que esta persona se haya comportado así porque por ejemplo la han herido… Si la situación no fuera como parece a primera vista, ¿qué podría haber sido una posible causa subyacente?

Se trata de generar posibilidades alternativas de las que no habías estado consciente.

Cuando una persona trata mal a otra, podría tener diferentes causas.

Quizás su relación atraviesa una crisis, quizás haya perdido a alguien u otra persona le ha atacado / ofendido previamente etc.

Siempre existen varias explicaciones alternativas

El ejercicio consiste en no juzgar la situación, sino buscar posibles causas alternativas.

Intenta generar para cada situación 3 alternativas.

Incluye este ejercicio en tu práctica diaria. Practica generar rápidamente simples posibilidades alternativas y verlas como opción.

Dale a cada experiencia 3 o 4 posibilidades alternativas y verás que poco a poco te relajas más y las situaciones pierden tensión.

Este ejercicio es valiosísimo para darnos cuenta de dinámicas muchas veces inconscientes, con las que finalmente solo nos lastimamos a nosotros mismos.

Porque en primer lugar hace falta dejar de juzgarnos a nosotros mismos por nuestros aparentes fallos e imperfecciones, liberarnos de culpa y perdonarnos.

Y también es cierto que muchas veces reaccionamos emocionalmente en una determinada situación, como si se encendiera un autopiloto.

Estas emociones tan fuertes en realidad son excelentes pistas para mirar, comprender y finalmente abrazar dolores primordiales, que se activan una y otra vez en situaciones que nos regala la vida, para finalmente integrarlas y sanarlas

¿Quieres profundizar perdonando y liberarte de una culpa que nunca fue tuya?

¿Quieres emprender el emocionante viaje de Amor Propio, de aceptarte y respetarte con todas tus luces y sombras?

Soy Kerstin Godchild, Psicóloga Transpersonal y te acompañaré en este viaje íntimo hacia ti misma.

Si quieres conocerme y saber cómo trabajo, solicita una Sesión de Descubrimiento gratuita en este enlace o en el formulario más abajo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Scroll Up